in

«Él quería una vida mala»: llorando, médico de Diego Maradona investigado

Leopoldo Luque charló frente a los medios después de que allanaran su casa y se conmovió al rememorar su relación con Maradona.

Este domingo se abrió un nuevo capítulo en torno a la muerte de Diego Maradona después de que se conociese que las autoridades argentinas allanaran la casa de Leopoldo Luque, uno de los doctores del ’10’, y lo vincularan a una investigación para determinar si se le puede hallar responsable de homicidio culposo o negligencia médica.

Horas tras esa situación que vivió, el médico Luque atendió a los medios para aclarar lo sucedido y contarle a la gente cuál era realmente su relación con Maradona. Al respecto aclaró que no era el único especialista que velaba por la salud del ídolo argentino. Luque es neurocirujano y pendientes del popular Diego asimismo estaban sicólogos, siquiatras y enfermeras.

El médico aseguró que Maradona no se murió por un fallo médico. Sobre eso opinó: “Diego tuvo un acontecimiento casual, un ataque cardiaco que en un paciente, con las peculiaridades de él, es lo más normal del planeta que muera así“.

(Lee También: [Video] Nissan Frontier sobre 3 ciclistas en La Ceja; le tomaron las placas)

Después de eso, Luque rompió en lloro cuando recordó su relación con el vencedor del planeta en México mil novecientos ochenta y seis y de qué forma trató de asistirlo a fin de que dejase la vida de excesos que llevaba. El doctor reconoció que el inconveniente de Maradona era de consumo y que en esa situación fue que se concentraron y los familiares del ’10’. Sobre las adicciones del icono futbolístico, un amigo de él denunció últimamente que estaba muy mal acompañado por su ambiente puesto que lo inducían a no salir de ellas.

“Él deseaba una vida que era mala. Yo traté de acompañarlo. Era la vida de él. Él extrañaba mucho a los papás. Me siento extraño pues le cambiamos la vida a lo último y se fue, se la cambiamos y se fue. En un instante me dijo: ‘¿Hasta dónde deseas llegar? Luque, ya está. Yo ya padecí mucho’. Es muy injusto esto pues todos vieron lo que hice por él, y lo volvería a hacer. No me reprocho nada. Estoy orgulloso de todo cuanto hice por Diego, por su familia. Las hermanas, los sobrinos, los hermanos de él me adoran”, aseguró Luque.

Al neurocirujano le preguntaron si pensaba que Maradona había perdido la batalla personal con la depresión que para muchos arrastraba, y aseguró que sí. “Estaba realmente triste. Yo lo veía triste, ya lo veía hace rato de este modo. Se estaba castigando de una manera que no lo iba a permitir como amigo que soy”, añadió.

“Alcohol no estaba tomando. Las pastillas estaban acomodadas por los siquiatras, los modelos de salud mental. Había una contención. No era el doctor Luque“, aclaró el médico cuando le preguntaron por las últimas semanas de vida del recordado futbolista.

El doctor insistió en que hizo todo cuanto estaba a su alcance a fin de que Maradona estuviese bien y que le semeja injusto que apunten contra él como culpable del deceso del sorpresivo deceso del extécnico de Gimnasia.

Declaraciones del doctor de Maradona después de su muerte

A continuación, más oraciones que entregó Luque en su diálogo con los medios de comunicación:

  • “Lo que hice con Diego, por Diego, hasta el último instante, estoy absolutamente seguro que hice lo mejor que se podía”.
  • “Diego detestaba los médicos, detestaba los sicólogos, detestaba al mundo entero en lo que se refiere a la salud. Conmigo era diferente pues no procuraba nada en él. Diego tenía muchas enfermedades de ya antes, precisaba ayuda. Yo hacía sugerencias que admitía o bien no”.
  • “No sé que buscan. ¿Un culpable? Yo no veo por ningún lado. Con Diego se hizo lo mejor. Estuve en el funeral, en el velorio, pues en el último instante me quería a mí. Me llamaba a mí”.
  • “Es un paciente en condiciones de alta, con lo que se lo internó. Es un paciente que debería proseguirse en un centro de rehabilitación y no tenía voluntad. Lo que se consiguió es que pueda percibir una enfermera”.

“Si Santrich quiere darme las gracias, entonces que deje las armas”; Gustavo Petro

Modelo se reinventó en pandemia y montó una venta de arepas en su casa