in

Gente cercana a Uribe estarían vinculados con red que recibía sobornos de Odebrecht

Esa fue la denuncia presentada por los periodistas Iván Serrano y Daniel Coronell con base en la información suministrada por el fallecido Jorge Pizano.

Concretamente, el asunto es que dos fichas claves del Gobierno del ahora ex presidente Álvaro Uribe en el entonces Instituto Nacional de Concesiones (INCO), figuran como los socios fundadores de una de las empresas que recibieron giros millonarios de la corrupta multinacional brasileña Odebrecht, según lo que explica Daniel Coronell.

Se trata de Julio César Arango Garcés, el ex director de la ya mencionada entidad -hoy transformada en la Agencia Nacional de Infraestructura ANI-; y Alfredo Pérez Santos, el ex gerente de estructuración y adjudicación del Inco, señaló Coronell.

Los dos aparecen como socios fundadores de la firma Gestora de Proyectos de Ingeniería e Infraestructura SAS (GESPÍN), una de las 5 empresas que según lo que halló el fallecido Jorge Enrique Pizano, ex auditor de la Ruta del Sol, recibieron pagos irregulares de Odebrecht.

La suma que recibió GESPÍN – que hasta ahora no se ha vinculado por la fiscalía de Néstor Humberto Martínez a una investigación por el pago de sobornos de Odebrecht – ascendería a casi 700 Millones de pesos.

De igual forma, Luis Fernando García Arizabaleta, el hermano de Daniel García Arizabaleta, ex director de Invías, quien fue destituido por corrupción, aparece también como el tercer socio fundador de GESPÍN, agrega el periodista.

«El periodista Daniel Coronell precisó que Daniel García Arizabaleta fue mencionado por el presidente de Odebrecht en Colombia, Eleuberto Martorelli, de ser el enlace con la campaña del entonces aspirante a la presidencia Óscar Iván Zuluaga», indica Pulzo.

VEA A CONTINUACIÓN EL VÍDEO DE NOTICIAS UNO

FUENTES CONSULTADAS: *NOTICIAS UNO

VÍDEO DESTACADO:

 

 

La encargada de repartir agua se terminó llevando el protagonismo en los Premios Globo de Oro

Jhonny Rivera sufrió un teггible accidente con pólvora y estuvo a punto de perder la visión